Hoy en día el sector de la hostelería genera muchos puestos de trabajo no cualificados sobre todo durante los periodos vacacionales. Las empresas de la industria hostelera requieren de candidatos con ilusión, ganas de aprender y de progresar. Conseguir ascender en un trabajo de este tipo resulta un reto apasionante que con esfuerzo y determinación conseguirás por descontado.

Como ya sabemos el mercado laboral cuenta con gran cantidad de trabajadores no cualificados, y hoy como agencia temporal de empleo, y como ya hicimos con los trabajadores del sector cerámico, queremos ayudar a todos los empleados que dan lo mejor de sí mismos en bares, restaurantes y hoteles. ¿Cómo? Desvelando las claves para ascender en un trabajo no cualificado en empresas del sector hostelería.

Constancia y perfeccionismo

La clave para hacer las cosas perfectas reside en la constancia y en las ganas de ser cada día mejor en lo que haces. Nunca dejes de aprender ni de completar tu perfil profesional con nuevas aptitudes o conocimientos.

Si quieres ascender en tu trabajo te aconsejamos que realices cursos de formación enfocados a mejorar e innovar en técnicas culinarias, de servicio en sala o de idiomas para tratar con los clientes extranjeros. Si lo haces, la empresa verá tus ganas de mejorar y de progresar en tu puesto y esto sin duda alguna te favorecerá muy positivamente.

Compromiso con la empresa

El privilegio de ascender en un trabajo va dirigido a aquellos trabajadores que muestran compromiso y lealtad con la empresa. Te preguntarás ¿Cómo muestro mi compromiso? Muy fácil, ofrece lo mejor de ti en cada servicio, demuestra iniciativa, proactividad y preocúpate siempre por el bien de la empresa.

Cuida el negocio como si fuese el tuyo propio porque es lo que buscan los empresarios del sector de la hostelería; quieren trabajadores entregados, comprometidos y agradables ya que la mayoría de estos trabajos son cara al público.

Ser emprendedor y creativo

El sector de la hostelería busca trabajadores con ideas frescas e innovadoras: que sean capaces de realizar impactantes propuestas como nuevos platos, decoraciones o sabores explosivos.

También valoran muy positivamente que propongas nuevas mecánicas de trabajo que consigan dar un giro radical a la rutina de la empresa, siempre enfocado a mejorar los resultados del negocio. No te guardes nunca una idea por muy atrevida que parezca, muestra iniciativa y arriésgate porque sólo así lograrás todos tus objetivos.

Da lo mejor de ti y ves más allá

Un excelente comportamiento no asegura ascender en un trabajo, sin embargo este es uno de los requisitos imprescindibles para lograrlo. No estamos hablando solo de hacer las cosas correctamente sino de ir un paso más allá: si haces algo, hazlo lo mejor que sepas.

Destacar en el sector hostelería es posible pero debes hacerte imprescindible para la empresa. Si eres un camarero trata al cliente de la mejor forma posible y ¡vuela! La rapidez es esencial en la industria hostelera. Si trabajas en la cocina investiga nuevas técnicas, practica y sorprende con ellas a todos tus comensales. Aprovecha todas las oportunidades para hacerte notar y esfuérzate al máximo en todo lo que hagas. Arriesgarse da miedo pero solo así se consigue ascender en un trabajo.

Buenas relaciones con equipo y con el jefe

Por último, vive por y para tu equipo cuando estés trabajando porque el mundo de la hostelería es una cadena, si falla uno, fallan todos. Por ello, debes ayudar a tus compañeros y gestionar cualquier tipo de adversidad que se presente.

Las empresas quieren gestores de equipo que sepan comunicarse y puedan resolver conflictos al instante con seguridad y calma. Si practicas todas estas aptitudes conseguirás ganarte la confianza de tu jefe y este encontrará en ti la persona idónea en quien delegar.

Recuerda: los obstáculos están hechos para poner a prueba tu talento y con ganas, entusiasmo y determinación conseguirás todo aquello que te propongas.