técnicas motivación laboral

Las mejores técnicas de motivación laboral para triunfar en el trabajo

Publicado el 10 octubre, 2018

Candidatos

La motivación en el trabajo es la llave del éxito y es un elemento principal para que cualquier persona, ya sea directivo o empleado, acuda con ganas a su jornada laboral. El hecho de estar motivado depende, en gran medida, de el entorno, los compañeros, el salario o las aspiraciones personales. No obstante, hay una serie de elementos motivacionales que, si se ponen en práctica, aumentan el rendimiento y la productividad. Así pues, si eres jefe de una empresa o diriges a un equipo de trabajo, en este post te contamos una serie de técnicas de motivación laboral para que tus empleados nunca pierdan las ganas de trabajar.

> Técnica motivacional: reconocimiento

No hay nada más satisfactorio para un trabajador que recibir el reconocimiento por parte de su cargo superior. Premiar a los empleados que consigan cumplir con las metas en el trabajo e impulsar la promoción interna son dos formas de reconocer que el trabajo se está haciendo bien. Para ello, basta con ofrecer un plus salarial o un incentivo. De este modo, el empleado se sentirá realizado, verá que su esfuerzo ha valido la pena y continuará por el mismo camino.

> Técnica motivacional: participación

Para que una empresa obtenga beneficios y vaya por el buen camino, el trabajo del equipo humano es una seña de identidad. Así pues, como responsable de los empleados es recomendable incentivar a que todos participen y se sientan importantes en las actividades que lleve a cabo la empresa. Recuerda que todos y cada uno de los trabajadores están en tu empresa porque suman y de todos puedes extraer alguna iniciativa que haga crecer al negocio.

> Técnica motivacional: lugar de trabajo

La ubicación de la empresa y sus instalaciones influyen directamente en la productividad y la motivación de un trabajador. Y es que acudir a tu lugar de trabajo y que las condiciones que te rodean sean óptimas para desarrollar tus funciones es un punto a favor. Por ello, como responsable de equipos de trabajo apuesta por espacios diáfanos y con una estructura horizontal, en la que todos los trabajadores se sientan igual de importantes.

> Técnica motivacional: formación

Por último, dentro de las técnicas motivacionales, como líder ejecutivo no debes dejar de lado la formación de tus trabajadores. En la mayoría de los puestos de empleo, las técnicas evolucionan y, con ellas, las formas de trabajar. Es por este motivo, que no puedes descuidar que tus trabajadores estén al día de todas las novedades que surgen en el sector. Así pues y para evitar que ellos tengan que invertir en su formación, lo recomendable es que tú mismo como jefe organices formaciones periódicas para que los empleados se reciclen y sigan creciendo profesionalmente.

Como resultado, desde Grupo Noa’s te animamos a que pongas en práctica estas técnicas de motivación en el trabajo. Somos expertos en RRHH y nuestra experiencia nos dice que un trabajador motivado vale por dos. ¡A por ello!

Comparte esta noticia en tus redes sociales