El microlearning es una buena opción para la formación en empresas

Microlearning, apuesta segura en la formación empresarial

Publicado el 16 enero, 2019

Empresas

Inmersos en pleno siglo XXI y en un entorno económico, social y laboral en constante cambio es esencial que las empresas apuesten por la formación de sus empleados. Instaurar las sesiones formativas en el seno del trabajo supone contar con trabajadores que estén siempre a la última en todo lo que concierne al sector laboral. Por ello, el microlearning o microaprendizaje es la mejor opción. Esta modalidad permite a los directivos ofrecer contenidos concretos a sus empleados y desarrollar cursos en base a las necesidades de la empresa, además de aumentar la motivación laboral de la plantilla.

¿Qué es el microlearning?

La palabra microlearning nace en el contexto del desarrollo web 2.0 y del auge del uso de los dispositivos móviles. Esta forma de enseñanza se centra en el diseño de programas formativo en base a las exigencias del alumnado. Como resultado incluir el microaprendizaje como forma de formación empresarial ofrece infinitas posibilidades. De este modo, las empresas pueden organizar los contenidos como un extra dentro del horario laboral.

Los conocimientos se adquieren en pequeñas dosis, ofreciendo determinadas competencias a los trabajadores. Al conectar las distintas informaciones aprendidas se genera un amplio conocimiento y se consigue crear campos de conocimiento necesarios para estar a la vanguardia empresarial.

Asimismo, lo más destacable del microlearning es la posibilidad del aquí y ahora. Las empresas que apuestan por este método de aprendizaje detectan las necesidades que tienen los trabajadores frente  a los retos empresariales del sector y ofrecen conocimientos para resolverlos con éxito. Muchas de estas pequeñas píldoras de conocimiento se ofrecen de forma informal, sin necesidad de seguir una programación o un método específico.

Ventajas del microlearning para las empresas

Hoy en día, está claro que muchas empresas apuestan por esta formación, gracias a sus múltiples ventajas que permiten optimizar el tiempo que se invierte en la formación y agilizar los procesos. Y es que varios estudios demuestran que los microcontenidos tienen una mejor tasa de retención por parte de los empleados en comparación con los cursos de formación académica tradicional.

Cada vez más empresas están apostando por incorporar estrategias de microlearning. Esto es debido a las grandes ventajas que aporta esta modalidad a la formación corporativa, permitiendo optimizar el tiempo y agilizar los procesos formativos. Además hay que tener en cuenta que el microaprendizaje es eficaz, ya que los trabajadores aprenden en poco tiempo la información justa y necesaria para implementar un nuevo proceso.

Los beneficios del microlearning como método de enseñanza corporativa son:

  • Optimizar el tiempo y los recursos empleados en los cursos de formación.
  • Los nuevos conocimientos son breves, sencillos y fáciles de asimilar.
  • La flexibilidad de aprender en el momento que surja la necesidad.
  • Formación personalizada y práctica, con datos concretos y sin saturar de información a los trabajadores.
  • Reducción del tiempo que se emplea.
  • Cada trabajador puede acceder a los contenidos cuando lo precise, gracias al uso de la tecnología online.

Con todo, si quieres introducir en tu empresa este método de enseñanza puedes contactar con nosotros e implementarlo a través de nuestro servicio de externalización de RRHH. Como expertos en materia laboral, nuestro equipo de formación te asesorará y guiará en esta técnica formativa.

Comparte esta noticia en tus redes sociales